30 años con festejos, saqueos y denuncias cruzadas

Posted on 12/11/2013

9


No es raro ver en Argentina conflictos durante el mes de diciembre. Quizás hay un factor emocional, tal vez sea un problema sociológico a investigar, o en una de esas comienza a ser un folklore al que tendremos que acostumbrarnos. Lo triste de esto es que ya contamos muertos y heridos otra vez y una perdida inmensa del patrimonio de esperanza que los argentinos renovamos con cada primavera.

Todo empezó con ritmo de cuarteto

SANYO DIGITAL CAMERAEl gobernador de Córdoba, J. M. De la Sota, hoy adversario político del gobierno nacional, se había marchado a Puerto Rico cuando se enteró que en su provincia la policía se había acuartelado. Un fenómeno llamativo en está Argentina que amplía derechos, sin ninguna duda.

También, llamativamente, como si estuviese sincronizado, delincuentes organizados salen a saquear como langostas, supermercados, a los que se le suma gente común que ve en el revoleo la oportunidad de llevarse alguna cosita para su casa. Córdoba parece un polvorín. De La Sota regresa a su provincia y comienza el cruce de denuncias con Capitanich mientras acuerda con la policía un básico indispensable para que esta regrese a custodiar las calles. El saldo negativo son dos muertos y muchos heridos. Pero el saldo negativo es algo más que eso.SANYO DIGITAL CAMERA

Ese algo más es el embrión de un contagio que empieza a estar latente y que se chispea, con discursos benevolentes de “ojalá no pase nada y tengamos una fiesta en paz” de sectores que buscan desgastar al gobierno nacional de cualquier modo. Esa expresión de deseo de paz, es en sí, otra cosa, casi un “ojalá que se pudra todo”. La rebelión popular del 20 y 21 de diciembre de 2001, nada tiene que ver con esto. Pero lo del contagio se da, aunque no como el hambre del pueblo de aquella vez sino como la veta que encuentra el sector de uniformados para presionar a los gobiernos provinciales para reclamar un aumento.

Entonces aparecen focos de acuartelamientos con sus saqueos correspondientes en ciudades y provincias diversas que se apagan con la veloz chequera sin fondos de los gobernadores.SANYO DIGITAL CAMERA

Pero el miedo sigue latente, el 10 de diciembre es el día de la democracia. Para muchos argentinos es un día de fiesta. Sin embargo, la explosión se da primero en Chaco y luego en Tucumán. Y en Tucumán se dan dos nuevos hechos curiosos. El primero, es que los vecinos se organizan para crear guardias armadas y defender los barrios y los negocios, lo segundo es lo que va a ser el detonante de una brutal refriega y contamos a continuación.

La policía está en Tucumán acuartelada, muchos vecinos armados cuidando sus casas y negocios, grupos de saqueadores armados por todos lados, mientras tanto, vecinos comunes se acercan a la Casa de Gobierno para pedir protección. El gobierno arregla con la policía y la policía en vez de ir a buscar a los delincuentes sale a reprimir ferozmente a los vecinos, lo que crea una nueva reacción de estos vecinos y se arma el tole tole en los alrededores de la Plaza. O sea, dos batallas, los vecinos armados contra los saqueadores armados en los barrios y la policía contra los vecinos que reclaman en el centro. Conclusión, más muertos y heridos. En medio de eso, los medios de comunicación mostrando el contraste entre la fiesta en la Plaza de Mayo y el caos en Chaco.

Día de la democracia con un país dividido y con culpables a dos bandas. Con una policía extorsionadora, con delincuentes oportunistas, con un pueblo que consume el veneno mediático como la pastillita de la presión por la mañana de todos los días y una clase política con una falta de responsabilidad absoluta de un lado y una soberbia indescriptible de otra.

En San Martín de los Andes: fiestaSANYO DIGITAL CAMERA

En nuestra ciudad, la cosa no pasó a mayores, hubo un intento de acuartelamiento pero llegó veloz la solución, aunque no alcanzó para que un par de grupos hiciera de las suyas en dos supermercados.

La fiesta de la democracia fue bastante pobre. Y saben que no hablo de dinero sino de participación. Por la mañana se realizó un reconocimiento a los 30 años de la democracia en el Salón Municipal donde se descubrió una placa en homenaje al Ingeniero Juan Carlos Fontanive. No llegaban a cien personas los que participaron del mismo. Evaristo González fue el primer orador y se refirió a aquel intendente que hoy se lo recuerda como el mejor que tuvo el pueblo y al Doctor Alfonsín, sin privarse de recordar los 14 paros de la CGT a su gobierno. Lugo llegó el turno del intendente Juan Carlos Fernández, quien también recordó a Fontanive y le respondió a Evaristo González con un “esos sindicalistas también estuvieron cuando hubo que defender la democracia. A las dos de la tarde, desde la UCR, se llevó a cabo un acto emotivo en la plaza que lleva su nombre en Chacra 4 para recordar a Fontanive, donde participaron su esposa e hija y algunos que acompañaron aquella gestión. Allí tomaron la palabra Jorge Carro, Raco y el Intendente Juan Carlos Fernández entre tantos que quisieron expresar sus recuerdos.

Cerrando la tarde, en la plaza San Martín, una fiesta flaca de vecinos tuvo el color de las murgas y se leyó un documento que firmaron casi todos los partidos de la localidad. La música coronó un día democrático.   

   

       

 

Anuncios
Posted in: Uncategorized