Paula Bombara: su literatura paseó por los colores del otoño

Posted on 04/21/2013

1


paula y liliEl otoño nos llenó de hojas, pero oteando la metáfora, fue la escritora de “El mar y la serpiente”: Paula Bombara, quien nos puso el color amarillo, verde, rojo en el corazón de este colectivo cultural que volvió a festejar la literatura.

Llegó del cielo y la esperamos en el aeropuerto con Daniel y Marisa, había sido largo el trayecto desde aquel primer contacto, pasando por la gestión, le mediación en las escuelas, las actividades y la despedida, viendo como el mismo cielo -un poco más nublado ahora- se la llevaba para la ciudad nuevamente.

Liviana como las hojas, llegó con apenas un bolsito lleno de libros, con una voz chiquita, una sonrisa siempre presente y una actitud militante, para contarnos todo lo que quisieran preguntarle.

danel y paula

Así volaron los días, Paula fue convirtiendo las horas en momentos mágicos que se nos evaporaban de las manos, aunque no de la memoria. Nos dejó esas ganas de seguir, como nos sucede siempre que se van nuestros invitados, trabajando en esta militancia cultural. Pensando ya en las próximas actividades, en los próximos/as invitados/as.

La pudimos disfrutar el jueves, acurrucada entre Marisa y Tamara, respondiéndole a los docentes y alumnos del Instituto de Formación Docente. Fueron dos horas de preguntas. Más tarde fue a cenar con mediadoras de la ciudad. Temprano, el viernes, la arrancamos del descanso otoñal para un raid de medios y de ahí a la Escuela 274, donde se vivieron los momentos más emocionantes de la visita, allí en La Casita de Boris, que ya albergará su huella.

El sábado, nuevamente en la Biblioteca Popular La Cascada, compartió un desayuno y sus experiencias con alrededor de 20 personas. Recomendó lecturas, escritores/as, ilustradores, editoriales, firmó libros y dejó también su paso por el barrio.

Por la noche, pizzas y literatura en lo de Javier y Tere con muchos amigos/as, con buen vino, para festejar.

paula

Y no nos quedó otra que despedirla, la verdad es que siempre nos pasa lo mismo, no queremos que se vayan estos amigos que completan los estantes del alma.

Paula Bombara se marchó hacia Buenos Aires, nos reímos un poco antes de su partida. Como en su llegada, Daniel y Marisa estuvieron para agitar el pañuelo. San Martín de los Andes agradecido de la hermosa presencia.     

 

 

Anuncios
Posted in: Uncategorized